Friday, August 02, 2013

Conclusiones Italianas y porteñas


15 comments:

Benjamín Villa said...

El pajaro Belverde: la misma estructura, distintos materiales.

Joaquin Cruz said...

"Todo para que Marco Polo pudiese explicar o imaginar que explicaba o que Kublai hubiese imaginado que explicaba o conseguir por último explicarse a sí mismo que aquello que buscaba era siempre algo que estaba delante de él, y aunque se tratara del pasado era un pasado que cambiaba a medida que él avanzaba en su viaje, porque el pasado del viajero cambia según el itinerario cumplido..." notable

Joaquín Jara said...

"Me contaron de un lugar donde se llegaba solo navegando en el cual decias lo que querias y todos podian verlo, pero una vez que ya has dicho todo te vas solo navegando por donde viniste".
No hay forma alguna de que algo asi exista!

Francisco Bernedo said...

"Quizá, si es que se quiere reducir a un único impulso estas actitudes contradictorias, haya que pensar que él era igualmente enemigo de todo tipo de convivencia humana vigente en sus tiempos, y que por eso huía de todos, y se afanaba con obstinación por experimentar otros nuevos: pero ninguno de ellos le parecía justo y suficientemente distinto de los otros; de ahí sus continuos paréntesis de esquivez absoluta."
Me parece que esta es el fragmento que, una vez ya leído, te lo explica mejor.

Matías ZAñartu said...

¿Y Araceli? ¿Por qué había hecho todo eso? Estaba loca esa chica. Una especie de Mefistófeles,
de veras, y no era para reírse. ¿Por qué lo había salvado, con esa coartada indestructible, si
evidentemente ella sabía que él había matado a su padre? ¿Era un monstruo, esa muchacha?
Loca o monstruo, se dijo, era de temer, porque lo tenía atrapado. Porque evidentemente ella lo
sabía todo; y ahora lo salvaba, sí, pero él jamás podría confiar en ella. De hecho, estaba
entrampado. ¿Y si estuviera haciendo todo eso, justamente para vengar la muerte de su padre y la
violación de que había sido objeto? Podría ser... ¿Y como se vengaría? ¿Qué le haría a él? ¿Matarlo?
Bueno, él sabía, ahora, que Araceli era capaz de cualquier cosa, y todas imprevisibles. El doctor
Fausto estaba perdido.

Me encanta este pequeño fragmento de Luna caliente por que aquí queda claro como Ramiro se hunde en su propia miseria y puedo ver como puede él mismo prever su terrible final

Anonymous said...

la belleza y poesia en el escribir de buzzati, sus amores imposibles, retratos semi-humanos, libertad condenada e inesperados finales... Me quedo con esto. Rosario Battaglia

Anonymous said...

Tal como lo dijimos en clases; el resumen más adecuado: "corría hacia ella, aún sabiendo que allí lo esperaban solo nuevas angustias, humillaciones y lágrimas"
Nos quedamos con este amor imposible y sufrido. Inesperado en un principio pero que superó nuestras expectativas a pesar de no ser lo que creíamos. La obsesión de Dorigo nos cautivó desde la primera página. Destacamos sin duda la poesía de Buzzati, la psicología y el dinamismo dentro de lo detallado. Lo recomendamos? Claramente
Valentina Leyton
Isidora Fuchs

Anonymous said...

"Pero aun cuando parece hacer incursión en la novela decimonónica, lo que cuenta para Calvino es el diseño geométrico, el juego combinatorio, una estructura de simetrías y oposiciones, un tablero de ajedrez en el que las casillas blancas y negras intercambian sus lugares según un mecanismo sencillísimo: como ponerse o quitarse las gafas en 'la aventura de un miope' "
Extracto prólogo "Los amores difíciles"

Avanzamos en nuestra teoría inicial: trece cuentos, un protagonista (¿el propio Calvino?)

Ignacio Paci y Raimundo Gálvez

Anonymous said...

Quizás este estafador Caisoto, y Quinto, hombre que dice ser practico, nos dicen mas cosas de lo que estamos realmente leyendo, aludiendo con sus propias personalidades, a otros personajes, haciendo primos y hermanos de pluma, a los 4 autores italianos.
Belén Godoy
Fernanda Martinez

Anonymous said...

—¡Vaya, hombre! Este súbdito que existe, pero que no sabe que existe y aquel paladín
mío que sabe que existe y en cambio no existe.-

Francisca Varas
Rosario Arriagada

Sofía Pinedo y Romina Yacometti said...

Qué podemos decir,nos sorprende la cantidad de elementos reiterativos que tienen los libros del autor Italo Calvino. Mientras más exposiciones habían de él, más cosas salían a la luz y aunque hubieramos leído solo uno de sus libros, sentíamos que el otro también lo conocíamos. Diferentes puntos de historias que son distintas de título a fin, se tocan en sus creaciones, que para nosotras tienen de ficticio sólo el contexto y el ambiente en que Calvino las crea. Sus obras son él fragmentado en páginas, no es una autobiografía, es su personalidad y vida.
Nuestro libro, Las Cosmicómicas, nos llevó al espacio, a volar la imaginación y a desprendernos de la realidad. Lo recomendamos a quién pueda tener un libro entre manos sin la necesidad de terminarlo en una semana, porque las historias, para gozarlas, hay que leerlas de a poco.
"Lo reconocí por su silencio"
Sofía Pinedo y Romina Yacometti

Sebastián Pérez said...

“Cuando desperté el cadáver ya estaba allí” Esta es quizás la única parte del libro que merece reconocimiento, por su controversial relación con monterroso y su intensa descripción del mundo psicológico de Camilo Canegato. El resto del libro es pastoreo. Denevi definitivamente plagió a Monterroso.

Sebastián Pérez

Catalina Spuhr said...

Responder esto es muy simple: hay que decidir quién es mejor y más importante, y este será el plagiado. Entonces, ¿Es la genialidad de Denevi más grande que la de Monterroso?

En mi mapa mental actual, Monterroso no existe. Yo no he leído a Monterroso, no he analizado a Monterroso, Monterroso no me ha consumido. Difícil es entonces establecer relaciones de genialidad cuando hay un espacio en mi cabeza más grande para uno que para otro.
Me considero a mi misma el dinosaurio que aún estaba allí, intentando entender las claves que ambos me han dejado escondidas en las letras.
Espero algún día ser yo la que esté despertando,y poder ver si ese algo estaba allí por primera vez o si es la simple migaja de un juego que un día dos hombres decidieron comenzar a jugar: con la misma pelota,las mismas canchas y unos cuantos cambios de color para despistar a la tribuna.

Anonymous said...

"Si del árbol del ginkgo cae una sola hojita amarilla y
se posa en el prado, la sensación que se experimenta al mirarla es la de una hojita amarilla aislada. Si dos
hojitas descienden del árbol, el ojo sigue el revoloteo de las dos hojitas en el aire que se acercan y se
alejan como dos mariposas que se persiguen, para planear al final una aquí y una allá sobre la hierba"
Este fragmento de la novela representa y simplifica la estructura del texto, pequeños cuentos que se pueden leer perfectamente por separado y que sin embargo mantieen una relacion entre ellos, esa elacion es el motor de la novela. Hay diferentes sensaciones al leer las historias de la novela, y a la vez se genera una senacion que abarca toda la novela. Gabriela Henández

Cristóbal Calaf said...

"Una nueva esperanza me llevará mañana por la mañana aun más adelante, en dirección a aquella montaña inexplorada que ahora ocultan las sombras de la noche. Una vez más levantaré el campamento, y Daniel desaparecerá en el horizonte en dirección opuesta, para llevar a la ciudad remota mi inútil mensaje"